Organometría Funcional


La Organometria Funcional o Electroacupuntura de Voll (EAVoll), es un método de diagnóstico que combina los fundamentos de la acupuntura china y la electrónica moderna, con el que se puede detectar el nivel energético de cada órgano del cuerpo.

Fue desarrollada en 1953 por el médico alemán Reinhold Voll, y consiste en medir   la conductividad eléctrica en puntos específicos de la piel que corresponden a los puntos de acupuntura.

El Dr. Voll afirmaba que, en las enfermedades agudas, la resistencia eléctrica en la piel disminuye, sin embargo, esa resistencia eléctrica se eleva en las enfermedades crónicas.

¿Para qué utilizo la Organometría Funcional?

Me permite realizar un chequeo general a nivel energético, pudiendo detectar alteraciones funcionales antes de que la enfermedad se manifieste en el cuerpo, lo que la convierte en una Terapia Preventiva.

Es una técnica indolora que permite reconocer desequilibrios energéticos que pueden estar ocasionados por:

    • bloqueos energéticos que alteran la funcionalidad del organismo
    • cicatrices interferentes
    • enfermedades antiguas víricas, bacterianas…
    • candidiasis
    • intoxicaciones por metales pesados
    • geopatías
    • intolerancias o alergias alimentarias
    • estrés…